autor


Si has llegado hasta aquí es porque te estás preguntando si se puede cerrar una terraza sin permiso de la comunidad. Son muchas las personas que no usan este tipo de espacios y que deciden convertir la terraza en habitación para ganar metros a la vivienda. Pero también es una fantástica solución para disfrutar de ella todo el año, independientemente del tiempo que haga en el exterior.

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que, aunque sea para uso exclusivo, para llevar a cabo cualquier tipo de cerramiento, es necesario contar con el permiso de cerramiento de terraza por parte de la comunidad. De lo contrario, estaremos enfrentándonos a una gran sanción económica recogida en la ley. Pero además, la comunidad podría pedir la demolición de la obra por la vía judicial.

Este permiso viene regulado por la Ley de Propiedad Horizontal. No existe una normativa de cerramiento de terrazas que regule únicamente este aspecto, pero al tratarse de una obra que altera los elementos comunes del edificio, es necesario informar a toda la comunidad y que ésta lo autorice. Y es que, en función del tipo de reforma que se realice, estaremos modificando las prestaciones de los inmuebles de los alrededores, como las vistas, por ejemplo. A lo que hay que añadir que si la terraza se encuentra en la fachada principal, puede que esté protegida.

¿Cuál es la jurisprudencia del cerramiento de terrazas? 

Si ya hay vecinos en el mismo edificio que tienen  cerradas sus terrazas desde hace tiempo de una manera parecida a lo que queremos hacer nosotros y la comunidad no ha tomado ningún tipo de medida, se entiende que existe consentimiento tácito. 

Así lo establece la jurisprudencia sobre cerramiento de terrazas sentada por el Tribunal Supremo en la Sentencia de 26 de Noviembre de 2010: “es posible la aprobación tácita de la Comunidad en la realización de obras… tras valorar la existencia de construcciones análogas permitidas por la Comunidad”.

Eso sí, hay que tener en cuenta que el periodo transcurrido sin actuar contra el propietario de la obra debe haber sido amplio para que exista consentimiento tácito, generalmente que ya haya prescrito. De lo contrario, se estaría acortando el periodo de prescripción de la Comunidad para pedir la retirada de la obra sin ninguna base sólida.

¿Cómo se solicita el permiso de cerramiento de terraza? 

Lo primero que debemos hacer es consultar con un arquitecto técnico para poder presentar el proyecto ante la comunidad de propietarios y puedan votar conociendo todos los detalles. Una vez hecho esto, habrá que convocar una Junta Extraordinaria, para lo cual, deberemos solicitarlo al Presidente o al Administrador de Fincas.

Para que podamos ejecutar el cerramiento, es necesario que el acuerdo sea aprobado por las tres quintas partes de los propietarios que a su vez representen las tres quintas partes de las cuotas de participación. Si el acuerdo fuera favorable, con el acta ya podremos solicitar el permiso de obras en el Ayuntamiento.

Cerramiento de terraza sin licencia, ¿qué se debe hacer?

Pero, qué ocurre si ya se ha realizado una obra de cerramiento de terraza sin licencia. En este caso, tienes que tener en cuenta que podrías enfrentarte a alguna sanción. Pero también puede que tengas la posibilidad de legalizar el cerramiento antes de que te hagan quitar toda la instalación y pagar la multa. No obstante, si las obras no están contempladas en los estatutos, no podrás hacerlo.

Por ejemplo, si se trata de un cerramiento con menos de 10 años de antigüedad, puedes acudir al Ayuntamiento para solicitar la licencia de obras. Para ello, necesitarás un proyecto técnico, pagar las tasas e impuestos correspondientes y pedir la licencia de obra aportando las escrituras del inmueble. Además, tendrás que contar con una escritura de declaración de obra nueva que te proporcionarán cuando te concedan la licencia. El proceso suele tardar entre 6 meses y 1 año.

En definitiva, si estás pensando en instalar un cerramiento en tu terraza, es importante que antes de nada te informes de si está permitido por los Estatutos y que solicites permiso a la comunidad. De lo contrario, corres el riesgo de que  te pidan demoler las obras para dejarlo todo como estaba, con los gastos que esto conlleva. Pero además, podrías ser denunciado y enfrentarte a una cuantiosa multa que, en función de la gravedad de la obra y del municipio, puede llegar hasta los 30.000 euros.


  • Compartir
  • social
  • social
  • social
  • social
  • social

Lo que no te puedes perder

desta
desta
desta
desta

Oportunidades de obra nueva,
¡Hazle caso a Mamá!

¡Hazle caso a Mamá!

property
pin
property
pin
property
pin
property
pin

bombilla
ca Catalan es Spanish es Ingles es Aleman