Saltar al contenido

¿Una vacuna personalizada para cada cáncer?

vacuna personalizada cancer

4 Septiembre 2019

Llegará el día en que veamos una vacuna personalizada para cada tipo de cáncer. Desde 1940 los científicos han estado intrigados por la posibilidad de que las células del sistema inmunológico pudieran perseguir un tumor específico. Para ello era necesario prepararlas para reconocer las mutaciones que causan el cáncer.

Desde entonces, varios grupos de investigadores han llevado a cabo experimentos consistentes en la extracción de células inmunitarias. Les han realizado una especie de reprogramación genética y las han vuelto a introducir en el organismo.  Su objetivo es que resulten efectivas para atacar el tumor. 

La vacuna para algunos tipos de cáncer está cada vez más cerca

Sin embargo, poco más de diez años después de finalizar el Proyecto Genoma Humano (momento en que la secuencia de una célula cancerosa fue publicada por primera vez), es cuando realmente parece que la vacuna frente a algunos tipos de cáncer está cada vez más cerca.

La empresa alemana BioNTech, en colaboración con el gigante Genentech, trabaja desde diciembre de 2017 en un gran ensayo con pacientes con cáncer de todo el mundo. Está dirigido, al menos, a diez tipos de tumores distintos.

El gran reto no solamente consiste en probar la eficacia de la vacuna, sino también su viabilidad económica y logística. El objetivo es producirla de forma lo suficientemente automatizada y en un tiempo razonablemente corto. 

La vacuna implica un proceso laborioso

El proceso es extremadamente personalizado y no permite su fabricación en serie a la manera tradicional. El desarrollo de la vacuna exige un complejo proceso individualizado para cada paciente. De ahí que se pueda obtener una vacuna personalizada para cada tipo de cáncer. 

En primer lugar, se precisa una biopsia del tejido tumoral para obtener una secuencia completa del genoma.

Los resultados se envían y se analizan para diseñar la vacuna individualizada, producirla y enviarla al hospital en el menor tiempo posible.

Se trata de desarrollar un tratamiento único para cada uno de los pacientes.

Un avance revolucionario

Un tratamiento de estas características sería auténticamente revolucionario y constituiría una alternativa frente a la quimioterapia convencional que daña también las células sanas y no siempre resulta eficaz frente al tumor. En este caso, se estimulan las células inmunológicas para que destruyan únicamente las células cancerosas al identificar las mutaciones únicas de cada tumor.

Ante unos primeros resultados muy prometedores, el desafío está en reducir los plazos (el cáncer no espera) y conseguir que la producción sea económicamente viable, puesto que estas terapias en desarrollo resultan muy caras.

No sólo se trabaja desde el laboratorio. Hay un equipo de cientos de personas que incluye también especialistas en logística y cadenas de suministro, grupos de consultores especializados, expertos en regulación y diagnóstico… El objetivo es trabajar en paralelo en la investigación de cómo escalar su producto.

El consejo de mamá

Estas noticias llenas de esperanza son los que más me gusta darte. Si estás afrontando un cáncer o tienes algún ser querido que esté atravesando esta dura situación, no desesperes. La medicina avanza a pasos agigantados. Donde hoy ves una puerta cerrada, mañana podrías ver una ventana abierta. Disfruta de cada momento de tu vida, estés con cáncer o no. Nunca sabemos lo que nos deparará el mañana. 

Compartir este artículo: