Saltar al contenido

No es cosa de ficción: la domótica te ayuda (y mucho) en casa

lacooop-domótica-en-el-hogar

La domótica te ayuda mucho en casa

¡La domótica ha llegado a los hogares! Son las conocidas como “casas domóticas de última generación” que incluyen todo tipo de avances tecnológicos. Calefacciones que se encienden y apagan solas, persianas que suben y bajan con un botón o lavadoras inteligentes se han convertido en los nuevos huéspedes de las casas más modernas.

¿Qué es la domótica?

Según la Asociación Española de Domótica e Inmótica, la domótica podría definirse como el conjunto de tecnologías aplicadas al control y la automatización inteligente de una vivienda. Es decir, es una manera eficiente de equipar las casas a través de las últimas tecnologías para que ellas hagan las tareas domésticas por ti. Interesante ¿verdad?

Para la mayoría de las personas, las tareas del hogar son una verdadera “castaña”. A casi todos nos fastidia estar con el aspirador o el plumero horas y horas. Sin embargo, no queda otra, salvo si contamos con una “casa domótica” que venga en nuestra ayuda. Disponer de un horno inteligente, un frigorífico que te habla o un sistema de aire acondicionado conectado a tu móvil ayuda ¿verdad? Pues ¡ya es posible!

¿Para qué sirve la domótica?

La domótica puede proporcionarte una mayor seguridad y confianza a la hora de cocinar, hacer la compra, poner una lavadora o mantener caliente tu hogar. Entre los beneficios que ofrece la domótica, los expertos destacan la facilidad en el “acceso y la movilidad en la vivienda”, el incremento en la “seguridad del hogar”, el mayor “confort” y el “ahorro energético” que supone una casa inteligente.

Actualmente, es posible controlar prácticamente todo lo que ocurre en una casa «conectada» desde un dispositivo móvil. Sistemas de sensores que captan el movimiento en el interior y alrededores, electrodomésticos que funcionan solos, sistemas de climatización capaces de regularse, televisores que se programan, espejos que te cuentan las noticias cada mañana y hasta una cama que se hace sola para facilitar esta tarea a personas mayores.  

Ejemplos de domótica aplicada al hogar

En las casas del siglo XXI muchas cosas se pueden hacer ya automáticamente. ¡Y esto no ha hecho más que empezar! Aquí tienes algunos ejemplos de domótica aplicada al hogar.

“Horno inteligente”

Estos equipos tienen unos sensores en su interior que te permiten calcular la temperatura o el tiempo perfecto para cada alimento. Verás que, aunque no seas un gran cocinero, este tipo de modelos harán que saques el chef que llevas dentro.

“Conexión wifi”

Los nuevos ejemplos de domótica en el hogar incorporan una conexión wifi para conocer los alimentos que están en el interior de la nevera y hacer así la lista de la compra. Además, estos equipos detectan cuando te estás quedando sin los productos.

“Lavadoras inteligentes”

Pero si la inteligente es tu lavadora, gracias a tu smartphone puedes controlar programas de lavado.

“Altavoces inteligentes”

Entre las últimas novedades, que han supuesto una verdadera revolución, están los altavoces inteligentes con asistente de voz que han conseguido que tu casa pueda funcionar simplemente diciéndole lo que quieres. Estos asistentes como Alexa de Amazon, Google Assistant o Siri de Apple son dispositivos que han de estar conectados con los distintos sistemas domóticos del hogar. De esta forma, pueden responder y ejecutar a las instrucciones recibidas por voz o por texto a través de tu teléfono.

El consejo de mamá

La domótica es un avance, pero ten cuidado no vayas a quedarte vegetal de no hacer nada. Mi recomendación es que, el tiempo que te pasabas antes haciendo las tareas del hogar y que ahora hace la domótica, lo dediques a hacer deporte, visitar museos, leer, quedar con tus amigos, ir al cine o cualquier actividad que te guste. Ya sabes que hay que fomentar el estilo de vida saludable para sentirnos bien por fuera y por dentro. ¡Ánimo!

Compartir este artículo: