Saltar al contenido

Comparador de hipotecas

comparar-hipotecas

El comparador de hipotecas es un ejemplo fantástico de cómo la tecnología nos hace la vida más fácil y nos ayuda a tomar decisiones a golpe de clic.

Gracias a este invento digital puedes hacerte una visión global de las ofertas hipotecarias que los bancos ofrecen ¡sin moverte de tu casa!

Si has tomado la decisión de comprar una vivienda de la manera inteligente- a través de una cooperativa, por supuesto- lo mejor es que te subrogues en la hipoteca del préstamo promotor.

Debes saber que eres totalmente libre de escoger la hipoteca que tú quieras – y con la entidad bancaria que desees. Pero, si te subrogas a la de tu cooperativa, evitarás tener que pagar los gastos de cancelación de la hipoteca en cooperativa y los de apertura de la nueva hipoteca. ¡Es para pensárselo!

En cualquier caso, tú eres el que debes tomar la decisión y nunca está de más que recurras a un comparador de hipotecas antes de comprometerte económicamente durante unos cuantos años. A fin de cuentas, eres tú el que vas a tener que pagar cada mes las cuotas de tu hipoteca.

Como siempre, Mamá está aquí para explicarte para qué sirve este maravilloso invento. ¿Me acompañas?

 

 

¿Qué es un comparador de hipotecas?

Un comparador de hipotecas es algo así como una tabla que te expone los diferentes tipos de hipoteca que hay y sus condiciones económicas.

Los datos que el comparador de ofrece de cada hipoteca son el TIN, el TAE y la Cuota.

¿Qué es el TIN de una hipoteca?

Son las siglas de Tipo de Interés Nominal y es el interés fijo que tienes que pagar al banco por el dinero que te ha prestado. En el caso de los préstamos hipotecarios, en TIN se calcula sumando el euríbor al diferencial aplicado por el banco.

Si te estás preguntado qué es el diferencial en una hipoteca, no es otra cosa que el beneficio que obtiene el banco por prestarte ese dinero.

El diferencial de una hipoteca cambia según el banco y el momento. En otras palabras, lo bancos suben y bajan el diferencial según sus propios intereses con el fin de atraer clientes para cumplir sus objetivos.

A menor diferencial, menor TIN, menor cuota de la hipoteca ¡y más clientes interesados en contratar una hipoteca!

En una hipoteca a tipo fijo el TIN no importa tanto como en una hipoteca a tipo variable donde el diferencial se suma al euríbor. ¡Si éste sube, los intereses también!

Otra cosa que debes saber es que, mientras que el TIN no lo puedes negociar con tu banco porque es establecido por el Banco de España, el diferencial sí lo puedes negociar. ¡Luego no digas que no te he avisado!

La nueva ley hipotecaria permite las ventas vinculadas en los préstamos hipotecarios siempre que sean más beneficioso para ti que si adquirieras los productos por separado. ¡Y que tú así lo escojas, por supuesto!

¿Cómo reducir el diferencial de una hipoteca?

Un truco para reducir el diferencial de tu hipoteca es aceptar algún producto asociado al préstamo.

Por ejemplo, el banco te puede decir que el diferencial de la hipoteca es de un 2% sin productos asociados, pero te ofrece una rebaja del:

  • 0,5% si domicilias tu nómina.
  • 0,25% si contratas un seguro médico.
  • 0,25% si contratas un plan de pensiones.

Con este ejemplo, y teniendo en cuenta que el euríbor en el mes de abril de 2021 está en -0,484%, el TIN de este ejemplo sería del 1,515%. Es el resultado de sumar al euríbor de abril del 2021 (-0,484%) el diferencial aplicado por el banco (2%).

Luego, en función del producto asociado que decidieras contratar -en caso de hacerlo- tendrías que aplicarle el descuento correspondiente.

¿No tienes ahorros suficiente para comprar tu casa nueva?

¡Mamá te ayuda a que consigas una hipoteca hasta el 90% de financiación!

¡Qué no haría por ti!

¿Qué es el TAE de una hipoteca?

Son las siglas de Tasa Anual Equivalente y es un indicador que establece cada año el Banco de España que indica el coste efectivo de una hipoteca.

Es decir, te dice cuánto te va a costar tu hipoteca incluyendo diferentes factores como el tipo de interés, las comisiones y los gastos bancarios.

Este indicador es realmente útil cuando recurres a un comparador de hipotecas porque te permite comparar préstamos hipotecarios que tengan diferentes condiciones.

Para calcularlo se utiliza una fórmula matemática que incluye todos los gastos asociados al cliente por la contratación de la hipoteca ¡menos los gastos notariales!

Debes saber dos cosas importantes con respecto al TAE:

  • Es obligatorio que aparezca en la documentación y publicidad de los productos financieros.
  • En el caso de hipotecas a tipo variable, se calcula teniendo en cuenta el valor de los gastos en el momento de su cálculo. ¡El banco deberá indicar TAE variable!

¿Qué es la cuota de una hipoteca?

La cuota hipotecaria es la cantidad que tienes que pagar cada mes al banco para amortizar el préstamo que te concedió para comprarte tu casa.

Como te puedes imaginar, la cuota de una hipoteca varía en función de los siguientes factores:

  • La cantidad de dinero que te haya prestado el banco.
  • El tipo de interés que se le aplique.
  • El plazo para devolver el dinero.
  • La modalidad de cálculo.

Seguro que has oído decir que, cuando el banco te concede una hipoteca, en las primeras cuotas pagas sobre todo intereses y amortizas poco capital. ¡Es cierto!

Esto es así porque los intereses se calculan aplicando el tipo de interés al capital pendiente de amortizar. ¡Al principio se aplican sobre todo el capital!

A medida que vas amortizando tu hipoteca, los intereses no es que sean más bajos, sino que, como el capital pendiente de amortizar es menor, el resultado de multiplicar el tipo de interés al capital pendiente de amortizar también es menor.

El método que más se aplica para calcular la cuota de una hipoteca es el sistema de amortización constante. ¿Sabes que también se le conoce como el método francés?

Significa que la cuota que vas a pagar cada mes es el capital amortizado más los intereses. Como te puedes imaginar, esta cantidad será la misma en las hipotecas fijas, y cambiará en las hipotecas variables cuando se revise el tipo de interés.

¿Dónde encontrar un comparador de hipotecas?

Pues en internet, ¿dónde si no?

Lo único que tienes que hacer es poner comparador de hipotecas en tu buscador y te saldrán un montón.

El que está mejor posicionado es el comparador de hipotecas Rastreator.com®. ¡Pero hay muchos más!

Además, Mamá también ha desarrollado su propio simulador de hipotecas que te ayuda a calcular las cuotas de tu hipoteca.

Y es que, cuando vas a comprar una vivienda, te gusta tener una herramienta a mano que te indique cuánto vas a tener que pagar al mes para amortizar tu hipoteca.

Eso no quita para que luego acudas a un comparador de hipotecas para saber qué hipoteca vas a contratar finalmente.

Pero, al menos, te da una idea inicial de lo que tendrás que pagar al mes por tu hipoteca. ¡Mamá siempre está a tu lado!

¿Quieres saber cuánto vas a tener que pagar al mes por tu hipoteca?

El Simulador de Hipotecas de LACOOOP te lo pone fácil

¡En un clic!

 

¿Qué mejores condiciones ofrecen las hipotecas para los funcionarios? QUIERO SABER MÁS

Compartir este artículo: